sábado, 17 de septiembre de 2016

La disciplina es el gran karma de la era Peláez al frente del América.

La disciplina es el gran karma de la era Peláez al frente del América.

Una vez más, el cuadro azulcrema fue víctima de las tarjetas y hoy, cuando enfrente al León, tendrá que presentar un nuevo 11 inicial porque ahora no podrá contar con Rubens Sambueza, suspendido por acumulación de amarillas.

Sin embargo, Ricardo Peláez, presidente del equipo, no lamenta la intensidad con la que salen las Águilas en cada juego, pues admitió que los jugadores que militan en su plantel son hombres que van a disputar con gran energía el balón y en muchas ocasiones se juega al filo del reglamento.

"No les digo 'no corras', lo que sí les exijo es no reclamar, ser leal en la cancha, van a seguir jugando con la misma intensidad, pero con lealtad, acá nadie va de mala leche. Una cosa es indisciplina y otra libertinaje, el América es un equipo ordenado y pienso que vamos a sacar adelante esta estadística. Lo que sí no tolero es que alguien se dedique a reclamar, que se vaya de la boca, acá eso no es inadmisible", señaló a CANCHA.

El presidente de las Águilas reconoció que sí acumulan gran número de amonestaciones y las expulsiones han crecido en los últimos torneos, pero aseguró que trabaja todos los días en busca de enmendar este punto.

"El compromiso es bajarle a las amonestaciones, a diario platico con ellos, pero hay que entender que entrar fuerte y la pelota es jugar con intensidad, estoy seguro que aquí nadie entra de mala fe ni sale a buscar que lo amonesten en cada partido", comentó.

También recordó que este torneo se han equivocado con dos expulsiones, como fue en los casos de Renato Ibarra y del propio Sambueza, previo al Clásico.

"Cuando es favor del América, normalmente no se ven muchas situaciones, eso no vende mucho, esa es la percepción, pero la realidad es otra, hubo equivocaciones y por ello le quitaron las expulsiones a los jugadores. Vamos a tratar de bajarle en todos los sentidos porque terminar con 10 un partido o no poder tener al plantel completo, no es lo mejor", consideró.

El cuadro de Coapa es el más indisciplinado del Apertura con 25 cartones amarillos y sólo tiene 2 expulsiones reconocidas, ya que le quitaron una Sambueza y otra a Ibarra.