viernes, 26 de febrero de 2016

EL nuevo presidente “Infantino” de la FIFA

El suizo Gianni Infantino se convirtió en el nuevo presidente de la FIFA luego de ganar la segunda ronda de la elección que se realizó en Zúrich, Suiza.

Infantino, que llegó a esta elección como el secretario general de la UEFA, logró 115 votos.

En la primera ronda, Infantino consiguió la mayor cantidad con 88 votos, seguido por el jeque Salman de Bahréin con 85. El príncipe Alí de Jordania logró 27, y el francés Jerome Champagne 7, por lo que hubo necesidad de hacer la segunda ronda.

Un candidato necesitaba 138 de los 207 votos para ganar en la primera ronda, pero sólo requiría de una mayoría simple, 104, para imponerse en la segunda y ser el sucesor de Joseph Blatter, quien dejó el cargo luego de un gran escándalo de corrupción que golpeó al organismo desde el año pasado.

Antes de la elección, Infantino hizo gala de su dominio de los idiomas y soltó un guiño a las confederaciones latinoamericanas, hablando parcialmente en español y reiterando su compromiso a financiar programas de desarrollo.

"El mundo tiene que agradecer a Sudamérica lo que da la a FIFA. La Conmebol es la confederación más pequeña en número, pero en futbol es la más grande", opinó.

"Tenemos que seguir trabajando por el futbol sudamericano. Concacaf tiene federaciones pequeñas y grandes, con diferentes niveles. La FIFA no tiene que frenar, tiene que estar allí".

Tras escuchar su nombre como el ganador de la segunda ronda, Infantino no ocultó su emoción y visiblemente contento se dirigió al auditorio.

"No puedo expresar mi sentir, les dije que estaba en una gran travesía que me hizo encontrar a gente fantástica que quieren el futbol, que lo viven todos los días, y todas esas personas merecen que la FIFA sea respetada.

"Aplaudo a todos ustedes y les aseguro que restableceremos todo, comenzaremos una nueva era en la FIFA, para que las 209 federaciones y los demás candidatos estemos orgullosos de la federación", fueron las primeras palabras del nuevo presidente.

Blatter no podrá entregar formalmente el trono, ya que en diciembre fue suspendido por la FIFA durante ocho años por autorizar un pago de dos millones de dólares al presidente de la UEFA, Michel Platini, en 2011. La sanción fue reducida a seis años el miércoles.

Con información de AP